Es increíble la sensación que me embarga cuando alguien se acerca a mí por algún medio para comentarme alguna experiencia personal relacionada a mis textos. No me refiero a comentarios de que si les gustaron o no, si no cuando alguien me comparte alguna inquietud, experiencia, reflexión o confidencias de su vida relacionadas a algún tema que toco.

No me siento doctora corazón y tampoco soy una experta, simplemente escribo acerca de lo que toca mi corazón. Pero lo que he descubierto a través de todos sus comentarios es que todos tenemos inquietudes y sentimientos muy similares. Somos compañeros de viaje.

¡Me doy cuenta que conectamos! Que todos estamos en la misma lucha y en el mismo salón de clases, aprendiendo a vivir. Que nadie se las sabe de todas todas, que a pesar de nuestras aparentes diferencias todos somos iguales. Tratando de solucionar nuestros problemas, de sentirnos amados, de descubrir quienes somos, de cuidar a nuestros seres queridos, de arreglar nuestro corazón roto, de luchar por nuestros sueños.

Muchas gracias por todos sus comentarios, públicos y privados. Hoy quise tomar este día para agradecerles de corazón.

Abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s